Archivo de la etiqueta: Soul

París: epicentro de voces negras

 

Sus raíces familiares no llevaban notas. Dicen que fue una actuación de Anthony and The Johnsons la que abrió sus orejas a esas texturas que hoy lo caracterizan; y que la calle hizo el resto.

benjamin clementine

Hoy dicen que es Nina Simone en esa voz masculina que hoy suena constantemente en la BBC. Es Benjamin Clementine, la voz negra de París, esa ciudad que hoy más que nunca suena a aquellos orígenes que dieron forma a la música, primero desde las texturas más tribales hasta el soul más actual.

Un registro radicado en París, en esa Francia llena de voces blanco-negras que siempre se sintieron afros.

El crooner que ha puesto música a su propia historia

Porque hay artistas que retroalimentan su propia creatividad. Y a Benjamin le pasa. Si no hubiera tocado en el metro de Londres para sobrevivir, probablemente no estaríamos escribiendo estas líneas sobre él.

benjamin clementine

Si no hubiera cruzado a París, no habría descubierto la música de Fela Kuti o la canción contada de Leo Ferré. Su presente es sus capitulos de superviviente, aunque no lo cuente y solo lo cante.

Hoy su música llena de historia, de historia autobiográfica suena desde Suiza hasta Estados Unidos, desde Alemania a nuestro país, pero el núcleo está en el París donde mejor se siente, en esa ciudad donde también suena una pareja musical que ha crecido profesionalmente unida al cine.

Benjamin Clementine

Levy and Merilahty, The Do, como la nota musical, han acostumbrado a París a sus ya conocidos sold-outs y a sus numeros uno en las listas francesas, pero siempre cantando en inglés. Como Benjamin Clementine, solo que con bases electrónicas rozando las texturas hip hop de nombres como Kanye West.

Como Ibeyi, o “ee bey ee”, Lisa y Nina, raíces afro cubanas unidas a ese soul que los afroamericanos han logrado que hagamos nuestro. Música yoruba, que pasa por letras en inglés asentadas en París. A ellas la influencia sí les vino de casa, de “Anga”, o sea, su padre, una de las voces de ese Buena Vista Social Club que metió las calles de Cuba en nuestras casas.

benjamin clementine

Ellas también hacen hoy sonar París, y lo hacen con el mimo de aquella madre que las impulsó a subir los escenarios, porque vio el talento en sus hijas antes de la conciencia. Ellas también comenzaron tocando en las calles, solo que en las suyas, y arropadas por el calor familiar. Luego ya vino París, con el reconocimiento a su madre con ese “Mama says“, que luego les devolvería el mundo musical con creces.

Cuando los acordes afro hacen suyas el resto de artes

Y es en esta ciudad donde se mezcla también el electro pop de quien hace del teatro música y de ésta todo un mensaje. David Bowie esta siempre en su horizonte musical, en esa trascendencia de contenido que siempre transmitió aquel.

Y eso es lo que hace Heloisse Letissier,  o Christine and The Queens, música atmosférica llena de bases, con matices que podrían ir desde la Escuela de Berlín hasta los últimos arreglos de Jean Michelle Jarre.

benjamin clementine

Una de las nuevas responsables de la canción contada, de ese espíritu que los primeros afroamericanos que llegaron al primer mundo nos trajeron, primero a Estados Unidos, luego a nuestro continente. Y la dinastía sigue creciendo.

Así que sígueles la pista .

 

Fizzy Soup, doble salto hacia delante

Nunca han abandonado sus raíces. Aquellas que les llevaron al Norte a encontrar su propio sonido. Pero ahora, con ese cable cada vez más largo, ese que se enchufa en su patio de Cuenca, sí que han ido realmente lejos.

Lejos porque son unos cuantos kilómetros los que separan su hogar de inspiración de Palma, donde acaban de ser nada menos que cabezas de cartel en el Free Art Winter Edition en La Red Club, donde han convivido durante tres dias con la efervescencia del indie mallorquín.

Fizzy Soup

Lejos, porque hace tan solo unos días abrían su nueva etapa con un cierre, el de la mítica Sala Babylon de Cuenca que en un par de semanas cerrará para siempre sus puertas.

Y lejos, porque sobre todo  es lo que Javi y Sonia, Fizzy Soup , nos cuentan en Far, segundo single de esta banda independiente que ha regresado. Y lo ha hecho con más fuerza que nunca.

Porque Javi se rompió los codos, y casi podríamos decir que hasta eligieron el sito para hacerlo. Fue la tarde del DCODE, el pasado septiembre. Eso le llevó a soñar con tanta fuerza de volver a coger la guitarra, que cuando la ha vuelto a tener entre las manos le ha llevado a salir despedido.

Fizzy Soup, Dcode, indie, folk

¿Hacia dónde? Pues hacia nuevos horizontes donde las acústicas del folk y la psicodelia que tanto les caracteriza se funden en niveles indescriptibles

Fizzy Soup acaban de volver  a la carretera, y no se nos ocurre una manera mejor de volver a meternos en su sonido que viajar a su patio de Cuenca para hablar un ratito con ellos.

Lara: Acabáis de publicar Javi, Sonia, ¿así que os sentís “lejos”? Eso quiere decir que le queríais poner sonido a la distancia? 

Sonia: Si, nos sentimos lejos, pero al mismo tiempo..más cerca de lo que estamos buscando. Lejos en el sentido de que nos estamos alejando… Nos entimos lejos más que nunca de lo que empezó siendo Fizzy Soup, nos sentimos lejos de cualquier sonido. Es un poco  lejos de lo que buscamos, es decir, de encontrar algo muy personal y de ahí ese sentimiento de lejanía.  Pero al mismo tiempo nos sentimos mas cerca de lo que estamos buscando, que todavía no sabemos muy bien lo que es.

L. Ese sentimiento de ir más allá también lo queríais experimentar desde la propia grabación de “Far”. ¿Cómo ha sido? 

S: Si claro, queríamos que esa lejanía estuviera implícita en el sonido. En el proceso de grabación, queríamos experimentar ese viaje de convertir la grabación en un viaje y que al final la canción fuera lejos pero el sonido estuviera hecho de esa manera:  alejándose cada instrumento del anterior y que al final todos suenen a la vez… Es decir, un montón de sitios sonando al mismo tiempo,  en un único tema

Javi: Mola porque también aunque tú el tema lo tienes hecho al final siento todo de otra manera. A mí me influye mucho el sitio donde grabamos, por ejemplo en Organic Audio, el estudio donde hemos grabado me pongo muy nervioso, porque no es como en los directos, la gente dice que es como el momento de la verdad. En un directo influyen otras cosas, en un estudio estás tu solo en absoluto silencio y solo se oye tu voz.. Cualquier error es una patada en los cojones (risas) y..por ejemplo cuando pronuncias mal o desentonas luego la gente cuando escucha el disco te lo dice. Yo la verdad es que lo paso muy mal grabando..

J. Luego también está el espacio en el que estás, es decir, te condiciona y a la vez te influencia. Es como muy tétrico ¿no? En cambio grabando por ahí, la esencia que influye cada sitio luego también te influye al tocar o al cantar. A parte del rebote del sonido… Es como si hubiera una parte técnica, la que tiene que ver con el sonido y otra es la parte que uno vive y lo que pueda hacer..Según donde estés creando algo te ocurren unas cosas u otras..Influye también las distracciones, si el sitio es bonito, es inspirador o es por el contrario una mierda. En “Far” hemos estado en sitios super bonitos, así que no podía salir mal.

Fizzy Soup

 

L. ¿Qué ha cambiado a la hora de grabar del primer al segundo álbum? ¿Quizá estáis en un punto más ambicioso?

S. Mas difícil quizá no.  En realidad en el primer disco no teníamos ni idea de cómo funcionaba esto. Nosotros teniamos unas canciones y muchas ideas pero luego hubo que cocinar mucho en el estudio para encontrar un sonido que le diese forma al álbum. Fueron muchísimas horas de prueba en el estudio y claro la cosa cambia un montón, de cuando estas en casa probando con una guitarra o con el teclado sin más a cuando entras en el estudio.

J. Teníamos una idea general pero también trabajar con una persona ajena como Iñaki (Martínez) que encima le mola todo esto.. La verdad que él se comprometió de lleno desde el principio y aportó mogollón de ideas, y eso hizo que cambiara nuestro sonido. Nosotros no teníamos un sonido, teníamos una idea de lo que queríamos que sonara, pero luego salió todo de otra manera. Vamos que el sonido de Fizzy Soup salió del estudio el primer año. Para ese momento en el que  nos metimos a grabar no habíamos dado ningún concierto. No sabíamos nada…eramos novatos.

L. ¿Y ahora?  

J. Ahora es distinto, lo tenemos bastante más claro.  Sigue siendo una búsqueda, es decir, no tenemos ni idea de a qué queremos sonar.Pero lo que sí que tenemos claro es que no queremos sonar a nada que ya suena.

L. Quizá el sonido Fizzy Soup sea el “no sonido”…

S. Eso es muy retorcido.. La verdad que en el estudio experimentamos, porque nos gusta un montón cacharrear y probar efectos y demás, pero..

J. Pero cada vez tiene menos…

S. Sí… Cada vez tiene menos efectos…

J. Hombre en el caso de Far no ha hecho falta efectar casi nada porque al grabar en sitios distintos cada grabación tenía su propio efecto y ahí pudimos aprovechar mogollón de acústicas extrañas para incluirlas. Por ejemplo cada vez que íbamos a grabar guitarras a algún sitio y con una “rever” especial aprovechábamos para grabar cosas raras y luego meterlas, como los acoples que se oyen por ahí en el single… Y con el bajo igual…

J. Por ejemplo cuando estuvimos en Alarcón grabando voces era una iglesia de diez segundos de rever y ahí como no se entendía nadie aprovechamos para grabar lo que habíamos grabado de batería en otro sitio, volver a grabarlo allí con el sonido de allí por si nos valía. Fuimos haciendo experimentos en cada sitio… En vez de echar horas en el estudio con efectos, en este caso ha sido muy diferente.

S. Y grabamos golpes..

J. Y luego los hemos metido…Por ejemplo antes de entrar “Far” en el estribillo hay como un sonido de algo invertido.. Pues eso es Chuti, nuestro batería dándole golpes a un banco…

Fizzy Soup

L. Quizá el sonido al que estáis llegando es algo más natural…

J. Lo que buscábamos lo hemos conseguido… Era un proyecto, que se pensó con mucha más gente, no solo entre Sonia y yo, tanto por vídeo como  por audio con Iñaki y con el resto de músicos. Y al final, siempre hay desviaciones que nos molan un huevo.. Vale, está todo escrito pero siempre hay cambios y para adelante con ello, porque mola más. Pero la idea inicial ha salido… no ha sido una cosa que experimentas y al final sale otra cosa. Lo que queríamos lo hemos conseguido con Far.

L. ¿Por qué grabar en el Organic Studio

S. Es que Iñaki es nuestro colega ya…

J. Somos fieles a el..

S. En un principio no teníamos ni idea de que hubiera un estudio de grabación en Cuenca, cuando grabamos los primeros temas. Entonces un colega escuchó la maquetilla que teníamos en casa, con golpes en el sofá… y cosas así y dijo: “Esto teneis que grabarlo” y dijimos: “¡Que dices!” y nos presento un día a Iñaki, lo escuchó y le moló. El tío es que aporta un montón y nos lo pasamos muy bien con él, es muy profesional.

J. No solo hace labores de producción de sonido, de ingeniero técnico. También aporta mogollon de ideas. No se corta para nada  en decirte: “Oye, ¿por qué no probáis a hacer esto?” y nosotros nos fiamos también mucho de su criterio.. y le hacemos caso en muchas cosas. ¿Que a lo mejor luego no funcionan? Bueno, es como si propongo yo una locura y luego no encaja. Pero sí que es un tío que no se queda con ganas de nada.. O sea, si hay que estar tres meses con una canción porque se nos ha ocurrido grabar en el fondo del mar y eso hay que probarlo y luego no suena bien, bueno. Pero hay que probarlo. La cosa es que no se quede nada en el tintero.

S. Y nos entiende muy bien, que eso no es fácil.

J. A ver, también tenemos nuestras diferencias, como es natural…Pero aún así es que es increíble. Entre músicos siempre se dice que la música es un lenguaje y que se habla a través de ella, ¿no?En los ensayos, en los conciertos… Pero a la hora de producir con Iñaki la verdad que es muy distinto. Y con él nos entendemos muy bien en el tema del sonido simplemente a través de ideas. Ni siquiera tocamos con él, pero nos entendemos a través de golpecitos en la pared, de chasquidos, de… (ahora es cuando Javi se pone a imitar los sonidos de todo tipo de ruidos) y nos entiende.

L. ¿Cómo es grabar con él? ¿Os pide algo así como “los cinco álbumes que han inspirado los temas del álbum”?

J. Nosotros tenemos una idea de la canción, la montamos,  la grabamos en casa y se la enviamos. Sí contesta al día siguiente es que le ha gustado. Cuando pasa eso, nos hace un hueco y ya fijamos una fecha para grabar. Y luego ya en el estudio a veces hay que escuchar a otra gente pero mas por rollo de que no nos encaja un ritmo o un sonido y entonces hay que tirar de grupos para decir “mira como esto”, o “este rollo”, aunque luego probablemente no tenga nada que ver. Pero apenas oímos otra música para no desgastarnos y para inspirarnos y que sea una especie de base. Sí que lo hacemos para desconectar y decir “vamos a oír otra música” o ya como amigos para compartir nuevas bandas. Porque tenemos en común gustos muy parecidos.

Fizzy Soup

L. Pero no para que sea una base de vuestro sonido…

J. No..Es que no hay bases…A él por ejemplo le gusta mucho el sinth pop y todo el rollo de Depeche Mode y se le nota mucho a la hora de exponer ideas, porque es lo que le mola. Y nosotros que luego somos tan así de “déjate de bandas o de estilos, y vamos a centrarnos en lo que dice la canción y lo que pide, al final parece que no hacemos ni caso a nadie, a veces ni a nosotros mismos…

L. Vivimos con  vosotros en primera persona el “accidente” de Javi en el DCOE. Siempre supimos que no era  mas que un obstáculo más en el camino. Sin embargo, seguro que algo habrá cambiado en vuestra filosofía después de esa fecha.. o al menos habrá reforzado ideas…

J. Somos personas que reflexionan mucho sobre lo que ha pasado y sobre lo que pasara.. Y yo personalmente te puedo decir que lo he pensado mucho y la mejor conclusión  que puedo sacar es, si podría volver a tocar. Y si no me hubiera dado igual, porque cantar al menos podría cantar y habría hecho algo para seguir con esto. Habría sido mucho más difícil y nos habría condicionado más, pero cuando te das cuenta de que vas a poder volver a tocar, empiezas a reflexionar sobre eso y dices, ahora sí que no voy a perder ni una oportunidad de nada, ni voy a dar ni un solo acorde en falso.

Fizzy Soup

J. Desde luego no voy a tocar nada que no sienta y que no tenga sentido. Me rompí los codos, y con los brazos es con lo que intento transmitir el arte que intento llevar a cabo, entonces, para qué voy a estar mareando la perdiz… Si algo no me gusta, no me voy a molestar en seguir por ahí. Ahora ya sólo haré cosas que me produzcan ese buen rollo interior…

S. Que te llenen…

J. Sí, eso es. La sensación de “esto es el nuevo tema que voy a hacer”. Es decir, si antes nos dejábamos llevar, pues ahora más, pero con una madurez extrema. Algo ha cambiado, después de pasar por todo eso, y ya lo que no quiero es andarme con tonterías. Sólo lo importante, lo potente y lo que me llene por dentro.

L. ¿Cuándo decidisteis que ibais a llamar “Far” a vuestro segundo single? ¿Antes o después del punto de inflexión del DCODE?

S. Antes

J. Antes.

L. ¿Pero si que ahora está mas reforzado ese sentimiento de querer llegar “más lejos”? 

J . Llegamos hasta el DCode y “Far” no estaba grabada ni nada..y ya queríamos llegar lejos en todos los sentidos. Pero justo pasó eso y fue como, una mano que te para desde la frente y no te deja correr. Y a lo mejor aquello nos estaba superando un poco todo, ¿no? Pero después de la calma y después de pasar un accidente así dices “como vuelva, si puedo volver a tocar y si puedo volver a tocar “Far”, voy a poner el ampli al 11 y se va a enterar hasta la gente de la China de nuestra canción. Es decir, dices, ahora ya si que no me voy a andar con mierdas.

J. Tocar en el DCode nos ponia muy nerviosos y todo eso…No sé, tocar en un festival así es lo más grande que has hecho en tu vida y te rompes los brazos.. Es la putada más grande de tu vida…Eso supera tocar en el DCode. O sea, ahora mismo tocar en un mega festival no es nada…Lo que queremos es llevar nuestra música a la gente. O sea, fuera postureo… Es lo más difícil, todos lo sabemos, pero no sé, es como que vamos a hacerlo más de verdad

Fizzy Soup

L. El prólogo a este nuevo año fue el increíble efecto rebote que tuvo el videoclip de “The Big Black Wolf“, video de vuestro primer single. Single del año para Ecos del Vinilo, premio Sonorama al mejor clip de 2015, Mejor director novel a Adri (Adrian Langreo) en el Scopifest.. ¿creéis que vuestra filosofía de apelar a lo hecho en casa ha influido mucho a la hora de ser tan premiados?

J. Hombre yo creo que es un trabajo muy diferente…

S. Sí pero también nos hemos visto en situaciones después de recibir el premio, hablar con la organización del concurso, como nos pasó en Pamplona y contarles a los del Scopifest como había sido la realización y el desarrollo del videoclip, donde nosotros hicimos el guión, desarrollamos la personalidad de los personajes, cada uno con una historia y una vida.. Y todo eso lo hemos hecho nosotros, contando con que para Adri era su primer videoclip y claro, eso no lo sabían. Y fliparon…

J. La gente lo que aprecia del resultado final es que llevas mucho tiempo en eso, te ha quedado bien y lo que ha salido es un resultado profesional y cuando le cuentas lo cutre que eres, dentro de todo tu empeño y tu trabajo, que allí vas con un foco de dos patas, con un foco medio robado de la universidad, con un equipo de amigos que no tiene más idea que tu, con los actores que no eran actores pero todo el mundo con muchísimo ánimo de ayudar, te dicen “pero como os ha quedado tan bien, si lo habéis hecho de parbulario”.

Fizzy Soup

L. Yo desde que os conozco tengo la sensación de que tenéis ese estilo propio que os hace plantaros en los sitios como quien no quiere la cosa y ganáis. Luego en cuanto hablas un poquito con vosotros todo lo que transmitís es que hay toda un filosofía y un trabajo brutal detrás, claro… Y eso creo que os hace diferenciaros del resto de bandas y para mí es lo  mejor que tenéis.

J. Es que yo creo que en el fondo todas las bandas están un poco como nosotros. Sólo que quieren vender que son la repera, que mucha gente trabaja para ellos y por ellos y bla bla bla… Pues joder, yo también ¿sabes? Solo que lo hago con todos mis amigos y de buen rollo, me mato a currar y luego recompensaré a toda esa gente que está nuestro alrededor y ya está. Estamos todos muy jodidos, la música está muy jodida…

L. Lo que pasa que vosotros todo eso lo transmitís de otra manera

J. Lo transmitimos de una manera natural, sin maquillar… Mira, el otro día una chica hizo un comentario muy guay del making off  de “Far” en el que nos decía que le gusto mucho y recalcaba que se fijó en que el vídeo en realidad no es un videoclip, sino más bien es un documental. Y lo que nos venía a decir es que lo que más se veía son las ojeras, las legañas, el sudor, el trabajo y que le gustó mucho apreciar eso en el vídeo.

J. La verdad es que el vídeo da la sensación de que nos hemos pegado un año con esto. Hay tanta información y tanto trabajo, que al final nos hemos quedado muy contentos con el resultado, porque era lo que queríamos transmitir. Es que todo el currazo que lleva eso y que la chica lo haya entendido tan bien, mola porque tanto la imagen como la música, según nos decía, representaba lo que somos, ¿sabes? Sin maquillajes…Así me sale y así lo cuento.. No pongo a dos tías medio desnudas bailando.

Fizzy Soup

S. Nosotros hemos dicho “fuera todos los tópicos comerciales con los que se supone que hay que llegar a la gente”. Eso no vamos a hacer, porque lo queremos es ser nosotros mismos, y si gusta, será porque es  auténtico, no porque salga una tía en bikini, un tío cachas o un cochazo. Vale, dentro de la música alternativa no es el rollo, pero si lo comparas con otros vídeos y otra música, está ese algo diferente que nadie sabe decir por qué. Puede ser el “hand made” o el rollo “somos así y no sabemos hacerlo de otra manera”, o nuestra manager lo es sin saber nada de ello  todavía o soy músico y no sé de partituras, pero me pongo a tope y hago cosas que me gustan. Y si le mola a alguien, pues nosotros tan contentos.

L. Y los premios siguieron a nivel internacional…  premio de la audiencia del festival TMFF en Reino Unido,  nominación al mejor clip 2015 en PAMA, en Francia y  en el DSOFF en EE.UU. ..Todo eso, todas esas experiencias sensitivas, ya se cocinan en “Fizzy Soup on the road”. ¿Es fizzy soup una banda de carretera?

S. Nos gusta mucho estar en casa…pero cuando llega el momento de lanzarse a la carretera decimos:

J.  Por fin

S. Eso es.. es como , “venga, ya hemos llegado”

J. Te voy a contestar como Javi, como la mitad de Fizzy Soup, con mi vida y la de Sonia. Nosotros somos novios y a la vez somos una pareja que no solo se quiere entre ellos sino que quiere lo mismo. Quiere ser Fizzy Soup. Estamos comprometidos el uno con el otro con la música que hacemos y con lo que queremos. Antes de hacer música en serio nos encantaba estar en casa juntos con nuestra vida musical, artística, investigadora y todo eso, siempre hemos sido como muy inquietos, y a la vez viajar. Viajar a ver música y con nosotros se venia la guitarra.. Y en esos viajes salían canciones, pero siempre poniendo discos el uno al otro. Al final de lo que más  hablamos es de música, de pintura, de ciudades, de cultura, de lo que hay y lo que nos gusta. Y lo que decías tú en la introducción, que quizá todo empezó con ese viaje al Norte, donde nos llegamos a conocer el uno al otro y ya no nos separamos.

Fizzy Soup

J. Nosotros somos así, gente de estar en casa, trabajando, escuchando y componiendo música  y de salir a la carretera a buscar música…A escuchar música durante ese viaje. Viajamos igual que componemos. Es el recuerdo que tengo yo. Tú cuando sales de viaje un poco a lo loco tampoco sabes muy bien qué te vas a encontrar, te van a pasar montón de aventuras,  y a nosotros siempre nos pasan un montón de cosas chungas. Pero son anécdotas un poco de película y así lo vivimos. Y eso, siempre lo acabamos llevando a una canción, o a escribir un pequeño texto en un cuaderno, que ahí se va a quedar o a un dibujito…Siempre acabamos relacionándolo con alguna cosa, y eso, a la hora de convertirnos en músicos profesionales, cuando te sale un bolo y te vas, es muy parecido, solo que en vez de ir a ver a tocar a alguien vas a tocar tú.

S. Es salir a la aventura…Es decir, esta bien lo que hacemos en casa, vamos al dia.. van surgiendo cosas y decimos, “venga,  ¿que hay que hacer? ¿Llamar a uno de un festival o a uno de una promotora? Pues al principio no sabes muy bien como funciona todo eso, pero llamas y si no aciertas, pues sabes que a la próxima lo harás mejor. Tenemos nuestra manera de trabajar, por supuesto, pero siempre están las personas que cuando se van de viaje dejan reservado su hotel, con sus desayunos y sus visitas guiadas; y luego están las personas que se montan en un coche, se lanzan a la carretera y no saben ni dónde van a acabar.

J. O sea, tú no te vas a un sitio concreto, sino que te vas a un lugar. Te vas a visitar una ciudad, o varias. Y por el camino vas parando, a ver una vista preciosa, o a respirar este aire, porque aquí se respira algo guay y con los conciertos es así, aunque vayas un poco más deprisa por los horarios, pero luego siempre intentamos aprovechar para conocer a la gente, el sitio, mirar el suelo que pisamos, o de qué año son las paredes… Lo vivimos así, tanto en la vida profesional como en la personal. Al final nuestra vida es una forma de vida musical, siempre trabajando y maquinando.

Fizzy Soup

S. Sí…No es “vamos a tocar a tal sala”. No. Es: “nos vamos a tal sitio”

J. No hay una cosa preferida, ni la carretera ni la casa. Es “pues ahora estoy aquí” así que disfrutemos donde estoy.

L. De todos modos no hay banda ni canción de carretera que no apele al volver a casa. .. Muy presentes están vuestras raíces en ese patio lleno de gatos…Y más en este momento en el que hablamos de qué significa cada “lugar” para vosotros..

J. Sí..Nosotros hacemos nuestra música aquí, nuestra casa esta en cuenca por algún motivo, pero nosotros no elegimos Cuenca, sino nuestra casa, nuestro patio, nuestras plantas…Es nuestro mundito, con sus detalles…decorar así tu sitio como a tí te gusta, porque en realidad lo compones, es visual, pero necesitas estar a gusto. Todo el mundo lo hace así, porque si no la vida no tendría sentido

S. Desde luego esta casa fue un poco flechazo, no tenía nada que ver con lo que es ahora. Nosotros no la encontramos así,  la fuimos amueblando…bueno primero la desamueblamos… Todos los muebles están allí arriba, en el granero, con sus bebederos y todo. Esta es una casa de pueblo en toda regla…tiene un algo especial..

L. Babylon. Hace tan solo unos días pudisteis tocar en casa, y casi podríamos decir, en “la casa” de la música de vuestra tierra… Habéis hecho historia…

J. No fuimos el último grupo, pero casi. No sé si habremos hecho historia, pero yo tenía pensado decir algo en el concierto. Yo personalmente el dia 6  cumplir dos sueños: tocar en la Babylon, la sala mitica de cuenca, donde no entra cualquiera. Para empezar tienes que tener mucho publico y gustarles. Nos ha costado dos años tocar ahí . Y este año nos lo ofrecieron ellos. Nos llamaron y nos dijeron “queremos daros una fecha”. Normalmente te llaman para talonear y sin embargo nos dijeron, ni queremos que teloneeis ni que nadie os presente, porque no os hace falta. Fue muy bonito aquello, pero justo me rompí los brazos. Pero nos guardaron un hueco para cuando yo estaría bien. Y mira, ese hueco ha llegado justo antes de cerrar.

Fizzy Soup

J. Por otro lado, además de tocar, he cumplido un sueño, porque es  algo que tenia por hacer. Es como tocar en un festi…algo que un músico siempre quiere hacer por las razones que sea. Es algo con lo que sueñas.. .y luego te llega el momento. Y es como, “vale he cumplido un paso” crees mas en ti.. cierras un grifo de tu vida y luego a la vez me mola que haya sido nuestro primer concierto ahí,  después de haber estado pensando en si podíamos seguir o no.. y hacer el regreso en ese sitio, porque va a ser el primero y el último de Fizzy Soup allí, porque la sala desaparece. Es decir, hemos matado dos pajaros de un tiro, porque hemos vuelto a tocar y ha sido ahí.

L. ¿Cuanta carretera va a hacer fizzy Soup este 2016? Porque la gira ha empezado YA…

J. Pues todavía no lo sabemos…

S. Pero toda la que se pueda…

J. No queremos perder mas oportunidades..y vamos a por todas después de todo lo que ha pasado. Por fin creemos en nuestro proyecto, cada día le gustamos a más gente, nos siguen más y mas personas y hay un fenómeno, el fenómeno Fizzy Soup….Con mucha peña que a raíz de descubrirnos, les guste más o menos nuestra música  nos investigan… porque dicen, “vamos a escucharlos”.

J. Luego si es gente inquieta, que al final es nuestro público más potente, que investigan un poquito y ven todo el proceso… con toda esa filosofía hand made de “estos no tienen nada” y ese rollo mola porque descubren que hay gente basada en eso del “Do It Yourself”, ellos se lo guisan y ellos se lo comen, con todo el curro que conlleva y eso les hace reflexionar acerca de la industria… y llegar a la conclusión de que no es lo mismo ser Alejandro Sanz que ser Fizzy Soup, en el sentido de que hay mucha gente en este mundo de que lo tiene todo hecho. Tú llegas, tocas, cobras 20 mil euros y te vas a tu casa. Pero con nosotros la gente se lleva la impresión de “esta gente está consiguiendo cosas”. A mí me encanta que gente que hasta hoy ha estado escuchando “lo que hay que oír” a través de 40 Principales y todo lo que suena en los bares, nos descubra y se dé cuenta de que eso no es música. O es música, pero no tan auténtico como una banda que decide sacrificarlo todo por la música. Además por ahora no vivimos de ello… así que cuando por ejemplo vemos a un heavy compartiéndonos en Facebook decimos “ahí está”, esta persona nos ve “de verdad”.

Fizzy Soup

Así que ahí les dejamos, componiendo en su casa con filtro “hecho por nosotros”, mientras siguen componiendo en ese patio lleno de guitarras, tabaco y mucho que contar.  Bienvenidos, chicos. De nuevo. Nos vemos el 18 en Sala Maravillas. Madrid.

 

Fizzy Soup, cuando la música es hogar

fizzy pianoDespués de varias horas pensando en cómo escribir la manera en la que nos conocimos, y, al ver que no se puede definir como a veces nos obliga el formato de un blog, prefiero dejarme llevar por la forma en la que son, suenan y sobre todo, sienten unos amigos a quienes nos une mucho más que la música. Son Sonia y Javi. Son autenticidad. Son Fizzy Soup. Y de Cuenca. Mañana..mañana conducirán al Festival Gigante.

Fizzy Soup. ¿La música se come a cucharadas?

Suele ser la música la que te devora, entra por el oído y se extendiende rápidamente.

fizzy bate fizzy wolf

El tema de los orígenes suele gustar mucho cuando hay que mirar a una biografía.. ¿Podríamos decir que BB King hizo de celestino musical?

BB King fue quien nos empujó a hacer la locura de hacer kilómetros juntos sin apenas conocernos, sabíamos que probablemente fuera nuestra única oportunidad y sin duda fue una experiencia alucinante, pero realmente nuestro celestino fue el viaje, todas esas horas de música y conversaciones que compartimos en la carretera y las aventuras durante esos días. “Space trip” nació de aquel viaje.

 

Tocar en la calle. ¿Cuánto talento espera/suena en el asfalto?

No todo lo que suena en el asfalto es oro, pero hay mucho talento que se ve deslucido por no estar bajo la luz de los focos. No se le suele prestar mucha atención a un músico que está dando lo mejor de sí en el mismo plano que tú, la calidad suele estar asociada al éxito, a estar en un nivel superior, pero a pocos talentos les llueven las ofertas y por lo general hay que trabajar y esforzarse mucho para subir un poquito.

¿Vuestros acordes siguen siendo igual de “negros”?

Esos acordes están y estarán siempre latentes, sin embargo cuando componemos no nos planteamos el color de los sonidos que vamos creando, creemos que todas esas influencias que llevamos dentro van convirtiéndose en un todo, un compost que nos aleja de sonar a una en concreto y nos conduce a hacer algo muy personal, así que no, no son tan “negros”.

¿Cuánto del día a día hay en vuestras canciones?

Todas nuestras canciones surgen de experiencias personales, casi siempre del presente, aunque en ocasiones empiezan con un recuerdo y van desarrollándose hasta el día de hoy.

fizzy patio

Sois hand made. ¿Qué ha supuesto esta filosofía en vuestros trabajos?

¡Buf! En un principio supuso tener que enfrentarnos a un mundo totalmente desconocido. Siempre hemos perseguido el ser profesionales en lo que hacemos, y llevar a cabo todos los trabajos que rodean a un grupo de música, que es el fin último, nos ha supuesto muchos quebraderos de cabeza y nunca dejamos de investigar, aprender y desarrollar nuevas ideas tanto en lo artístico como en lo extra-artístico. Empezamos fuerte y dispuestos a saltar al vacío, pero uno no se convierte en community manager o promotor del de la noche a la mañana, tampoco en un artista reconocido. Llevamos mucho trabajo y aprendizaje detrás, y poco a poco se presentan oportunidades, vemos cómo se va escribiendo nuestra histora, cómo se forma la personalidad del grupo y cómo muchas personas nos apoyan y siguen nuestra aventura. Es un trabajo duro pero muy bonito.

¿Sois más o menos internacionales musicalmente?

Pensamos que el hecho de no limitarnos musicalmente nos facilitará el ser más internacionales. Fuera de nuestras fronteras han publicado sobre nuestra música, el videoclip del single “The big black wolf” está recorriendo el mundo y es un gran empujón para que se nos conozca, en septiembre viajaremos a París para la ceremonia de los PAMA, y el directo de Fizzy Soup será el próximo en tomar un vuelo.

fizzy road

 

 

¿Cómo se mantiene una casa y una familia de gatos entre ensayos, giras y festivales?

¡Ajajajajaja! Bien, a veces es un poco desastroso, la casa se convierte en una oficina llena de listas de cosas por hacer pegadas por las paredes, se nos olvida regar nuestros tomates e incluso comemos mientras respondemos a entrevistas 😉 pero nunca nos podemos resistir a los reclamos de cariño de nuestros gatos. Nuestra casa es un hogar, un pequeño escondite donde disfrutamos de nuestras locuras del día a día. “The house of love” más conocida como “The secret song” es una canción que sólo se puede escuchar descargándola en nuestro bandcamp y que habla sobre nuestra vida en este hogar.

¿Se siente Fizzy Soup ya en el punto cardinal correcto?

Uhm… Nos sentimos en la dirección correcta, todo se está poniendo muy emocionante, ¡Así que debemos seguir caminando! Cuando esto nos dé de comer estaremos más cerca del punto cardinal correcto.

 

 

 

Memphis, the “Mid South”

Hay una calle al suroeste del estado de Tennessee que puede presumir tranquilamente de haber visto nacer y crecer al rock and roll. Esa calle se llama Beale y se sitúa en pleno centro de la ciudad mas grande de dicho estado, Memphis.

memphis

El gurú

Quizá porque forma parte del llamado “cinturón bíblico” de los Estados Unidos, pero, la realidad es que cuando los agricultores y esclavos de Mississippi miraron a la rica ciudad al Norte para buscar una oportunidad, fue también un afroamericano quien les tendió la mano para que Memphis se convirtiera en su hogar.

robert ch

Se llamaba Robert Church,  un multimillonario que también entendía el Río Mississipi como la carretera principal para llegar hasta los sueños. No se sabe muy bien si nació en el propio estado de Mississippi o en Tennessee, pero lo que importa es que su modo de ayudar a sus “hermanos” fue comprar un parque al lado de la calle Beale para que aquellos esclavos “liberados” tocaran su música.

church

¿Aquí empezó todo? En parte, sí. Aquí empezó a sonar el folk a través de instrumentos rudimentarios llegados por el río, pero sobre todo, el blues. Ese género que hoy tanto identifica a esta ciudad y que al fin y al cabo nos ha llevado a recorrerla. Aquí llegó Howling Wolf, Ike Turner antes de conocer a Tina y un joven B.B.King .

HOWLING IKE BB KING

A Memphis llegaría John Lee Hooker- pionero de aquel sencillo pero metafórico blues del Delta-, Muddy Waters – padre del “Chicago Blues” y Roy Orbison. Como el río, todos desembocaron en el sello que concentró el talento y el espíritu de una época y de una ciudad, el sello Sun.

john lee h muddy roy

Sun: sello de sellos

Todos fueron Sun Records. También el corazón que creó aquel “Blue Suede Shoes”. De hecho el sello creado por Sam Philips se convirtió en el nacimiento de la carrera del compositor de Tennessee ligado para siempre a la discográfica de la mítica calle Beale. En la ciudad mas grande del Estado vivió Johnny Cash, quien medió con el dueño de Sun para que se fichara cuanto antes a Roy Orbison.

sun est

Y de nuevo, como hiciera Robert Church con su parque, Sam Philips hizo de Sun Records. el hogar para aquellos músicos afroamericanos recién llegados. Acercó el ritmo negro a una audiencia blanca en aquellos cincuenta en los que el Estados Unidos negro tenía que ceder el asiento en el autobús a la parte blanca.  Allí, en el 706 de Union Avenue, el ladrillo rojo también sonó a la gran diva del Soul de Memphis.

Stax: la huella del soul 

Fue gracias al tema Cause I Love You, cantado junto a su padre Rufus Thomas, por lo que otra discográfica, Satellite, se fijo en Carla, aunque más tarde el sello se convertiría en el mítico Stax, hoy uno de los pocos museos en Estados Unidos dedicados exclusivamente al soul, y en especial al género propio de Memphis (Hoy Atlantic tiene los derechos de la discográfica).

stax staxx

Stax luchó a lo largo de los 60 por erigirse como el santuario del soul, con la Motown de Detroit exportando al mundo talentos como las Supremes, Smokey Robinson and the Miracles, los Jackson Five o The Four Tops. Quizá la discográfica de Berry Gordy aunaba más nombres, pero el sello del Mid South la tenía a ella, la Reina del Soul, Aretha Franklin.

aretha arethaa

Nacida en Memphis, pero (la vida…) crecida en Detroit, la hija de padre predicador y madre cantante de gospel hizo que la intensa lucha por la conquista de los derechos de los afroamericanos sonara al soul de “Respect”, “I saw a little prayer” o “You make me feel like a natural woman”.

Ardent: el Memphis de hoy

Memphis en Sun, es Stax y es Ardent. Paralela a la calle Beale se encuentra otra de las grandes avenidas que dan al río Mississippi: Madison Avenue. Aquí se encuentra otro de los estudios del histórico Downtown y por el que han pasado desde B.B.King, Bob Dylan o Cat Power. Fundado en su garaje, John Fry (fallecido el año pasado), ha logrado hacer de su pasión una auténtica industria musical, por la que han dejado también su huella los Raconteurs, The White Stripes, los Allman Brothers o ZZ Top.

sunn

Tres Hombres: vuelta a Sun

Y volvemos aquí, al sello Sun, porque el trío barbudo de Tejas grabó en el santuario de la Beale Street uno de sus trabajos más reconocidos. Era el verano de 1973 y Billy Gibbons y cía. enchufaban sus guitarras en los estudios de Sun para hacer sonar diez temas llenos de historias de ese sur “bíblico”. Con influencias directas de Muddy Waters, Jimmy Read o Howling Wolf, los ZZ Top llenaron de hard rock un trabajo donde también estaba muy presente la pasión por los coches de Gibbons, el trasfondo de “carretera” que guarda el Río Mississipi, la religión y por supuesto la lacra de la prostitución propia de “La Grange”

 Elvis y su “american dream”: Graceland

tres zz

Pero mucho antes que ellos, llegó él: elvis

Nacido en Tupelo (Mississipi), el “Rey” cruzaría la puerta de Sun en 1953, donde se quedaría dos años. Allí grabó aquel “That´s Allright”, “I love you because”o ese “I´ll never stand in your way”. Tenemos muchas razones para dedicar toda nuestra ruta por este rincón del “Mid South”a quien tanto inspiró a los nombres clave de la música, pero no seríamos justos con quienes también han hecho de Memphis uno de los destinos musicales de este planeta. Aun así, por mucho que su época por la Sun se limitó a dos años, cuando cumplió los 22 se mudaría a uno de los reclamos para todo el que llega a esta ciudad: Graceland.

grace gr graceeForme o no parte Elvis de tus track lists, esta mansión donde el el “rey del rock” vivió hasta su muerte en 1977, es un auténtico tesoro en cualquier ruta musical.  La compró para su familia, y para muchos,  esta casa, situada a un cuarto de hora hacia el sur de la calle Beale, simboliza el auténtico sueño americano de aquel chico de familia humilde que consigue triunfar.

gibsonn gibson elvis

Allí, en esta mansión de estilo colonial, puedes encontrar la guitarra Gibson con la que el chico de Tupelo tambien haría sonar esa “Suspicious Minds” o el “Jailhouse Rock” .

El sonido Gibson

No te preocupes si solo tienes que conformarte con mirarla, porque volviendo hacia la calle Beale, te espera la Casa Gibson, esa guitarra que ha pasado por prácticamente todos nuestros artistas de la estantería: desde los Allman Brothers, George Harrison, Lennon, Paul McCartney, Eric Clapton; o la Les Paul tan popular en el hard rock de Jimmy Page, Slash de los Gun´s N´ Roses o The Edge de U2. La sede de Gibson está en Nashville, pero la compañía también abrió sus filiales en Montana y aquí, en la Avenida Lee, pegada a Beale, adonde volvemos para tomar una cerveza en el Silki O´ Sullivan´s, el pub irlandés con un increíble patio exterior donde no hay un solo día sin que suene el blues sureño.

De pub a pub

silkiii silkiQuizá sea el lugar con la cerveza mejor tirada de Memphis, pero si hay un sitio donde puedes “beberte” la música ese es el “Rum Boogie Cafe”. Situado en el 182 de la Calle Beale, siempre lo encontrarás abierto. Eso sí, corre si quieres disfrutar de sus conciertos cada noche, porque te puedes encontrar tanto a bandas fijas locales como alguno de nuestros grupos mas internacionales. Su joya: la enorme colección de guitarras colgadas del techo. Dicen que es la mas grande del mundo, con (hasta lo que sabemos, 360 reliquias, que pasaron por los dedos de J.J.Cale, Bob Dylan o Stone Gossard, de Pearl Jam. Su lema: “Eat. Drink. Boogie. Repeat”.

rum boogie

Un lema al que se le ha olvidado, unos números más abajo, eso de invitarnos a volver a cruzar el umbral, aunque en mi opinión, no haga falta. Con locales también en Orlando (Florida) y en Nashville, quizá la originalidad completa del BB Kings la reúna el local de aquí, en Memphis. Imagina: live sessions cada noche con bandas locales que desgarran el blues y soul sureños, mezcladas con una carta llena de sabores del Delta (no, no faltan las barbacoas tan propias de Memphis)

BB Kings

New Daisy Theatre: el bolo perfecto

Pero quizá si hay un sitio con auténtica solera es el que nos encontramos en el 330 de esta calle Beale. Abierto a finales de los años 30 como un teatro, guardó esa esencia de bambalinas hasta finales de los 70. En la década siguiente fue reabierto como sala de conciertos, y la verdad acertó. Hoy el New Daisy Theatre es ya uno de los lugares más emblemáticos de la música no solo del Sur, sino de toda Norteamérica. Smashing Pumpkings, Foo Fighters o Jack White ya han dejado aquí su impronta.

new d new daisy

Marcando el calendario…

… La diáspora africana abre fechas…

Dicen que la mejor época para visitar la ciudad que comparte con Nashville el trofeo de la “music city” en Tennessee es en otoño, pero la gran cantidad de eventos, festivales y todo tipo de citas culturales nos pone muy difícil creer eso. Para empezar…ya a la vuelta de la esquina Memphis celebra su Africa in April. Del 15 al 19 de Abril el histórico parque de Robert Church volverá a llenarse de cultura, arte, historia y sobre todo, música africana. Cada año centrado en un país del continente negro, este 2015 la protagonista es la República de Gabon.

africa april africa in april

…Lo trendy se da cita en el Cooper Young…

Y si el Africa in April rinde homenaje durante cinco días en Beale Street a la diáspora de los africanos, en Septiembre, la calle Cooper y la Avenida Young se convierten durante un día del mes de septiembre en un cóctel de la herencia de Memphis. Tienes que saber que el vecindario de Cooper Young es uno de los más eclécticos de la ciudad y quizá por ello, ha conseguido ser uno de los barrios más de moda. Eso implica que el arte, la cultura y la música juegan un papel clave entre sus vecinos, por lo que desde 1977, se ha ido ganando el título de “festival artistico más completo durante un solo día”. Música, artesanía y productos de Memphis. Todo muy local…pero con un trasfondo cada vez más propio de traspasar fronteras. La edición de este año: el 19 de septiembre.

 cooper y

…y para la noche..Memphis in May y el Beale St.Music Fest.

Perdón por volver atrás en el tiempo, pero nos hemos reservado para el final de nuestra ruta la cita musical de Memphis por excelencia. Puede que seas uno de los afortunados que ya lo haya disfrutado o, quién sabe, quizá tengas un billete guardado ya en la mochila para visitar el “Mid South”. En cualquier caso, nuestro viaje “online” por Memphis pasa por aquella cita con la música creada por los comerciantes en los 70, incluído bajo el paraguas de “Memphis in May”, es decir, el amplio calendario de actividades que acoge la ciudad durante el mes de mayo, como el Carnaval del Algodón, o el Concurso Internacional de Barbacoas. Este año, del 1 al 3 de mayo, Memphis volverá a colgar el cartel de “sold-out” con Lenny Kravitz compartiendo escenario con Ed Sheeran, Paramore, los Avett Brothers, John Fogerty o Wilco. Ya cita musical consagrada a lo largo del planeta, el Tom Lee Park ya se prepara para los mas de 100.000 visitantes que llegan cada año. En mayo, Memphis es Beale Street Music Festival.

beale fest beale

Si nunca has estado en Memphis, el parque de Tom Lee es una lengua verde que se extiende a lo largo de la ribera del Río Mississippi, devolviendo a la ciudad, especialmente durante el mes de mayo, el carácter de “lugar abierto, de destino de aquellos inmigrantes del sur que llegaron a Memphis en busca de una oportunidad. Hoy, a apenas cinco minutos andando de este parque, se mantiene impecable aquel teatro que a lo largo de los años ha sobrevivido a incendios, demoliciones y bancarrotas. Abierto como lugar de vodeviles en el siglo 19, el Orfeum Theatre es hoy la sede del Festival de Cine de Memphis y escenario sureño de los musicales de Broadway. Aquí actuará John Mellencamp el próximo junio, y aquí, en las inmediaciones de la Calle Beale, llegaron un día con su escaso equipaje un joven Jerry Lee Lewis tras leer un artículo sobre Elvis, Carl Perkings o Johnny Cash.

A la calle Beale, a Memphis, el rincón del Mid South donde el blues ya forma parte de los adoquines.